sábado, 1 de enero de 2011

Revulsivos mestizos



         El futuro podía pertenecer a unos revulsivos diablillos mestizos que ya salían al mundo con lentes incorporadas.

Realmente, no estoy acostumbrado a estar tantas horas ocioso, como las que llevo entre ayer y hoy, y si no pasa nada también mañana Domingo. Qué bueno que la gente no trabaje (por estar en fiestas, no en paro qu´es más chungo), a veces me impiden (y se agradece) a mí también trabajar.
Fruto de esta ociosidad son las visitas que hago  a amigos blogueros de antaño. Visité de nuevo Maqui Duende. Me gusta el resultado de la imaginación de mi amigo Carlos Alberto: sus entradas con dibujitos y textos estelares me impelen a soñar (de lo que tan falticos estamos últimamente).
Leí su microrrelato Cruzando las llanuras del planeta Nobbus que me sugirió el siguiente comentario:

Desperté bajo la duna de arena, con doce años más a mis espaldas;  la barba se me había enredado con la frondosidad velluda de la axila (hube de usar los colmillos para desgarrarla). No supe reconocer el paisaje por lo que, ante el temor al horizonte infinito, retrocedí hacia el interior de la tierra buscando la salida por las antípodas de aquel planeta. En su núcleo encontré a varios diablos de cuernos y rabos largos, estrechamos nuestras manos y me presentaron a su hermana la Diabla-Chic. La moza, aunque de muy tiznado aspecto, gozaba de unas curvas que helaban el alma: el futuro podía pertenecer a unos revulsivos diablillos mestizos que ya salían al mundo con lentes incorporadas.




¡¡FELIZ AÑO 2011!!

15 comentarios:

pancho dijo...

¡Uff! tanto tiempo viviendo en la arena, con lo molesta que es cuando se mueve el aire. No logro asimilar la vida en atmósferas tan espesas. Engullen ciudades como esos pantanos que dejan ver los campanarios de los pueblos que empantanaron y descansan en el fondo.

Feliz año y mucho trabajo bien remunerado, que del otro hay para dar y regalar.

Carlos Alberto Arellano dijo...

¡Jajaja! Este relato está muy bueno.

Se trata, obviamente, de una historia de ciencia ficción. Me gusta cuando se dice mucho en un pequeño texto. Además, uno se queda pensando en lo bien que lo va a pasar el personaje con esa muchacha de ensueño. Pero, ¿tendrá que cortejarla? Y, ¿cómo serán los rituales de cortejo en ese planeta? Podrían ser mucho más extraños que lo que somos capaces de soñar o imaginar.

El comienzo me hizo pensar en Rip van Winkle. Los que conocen esa leyenda norteamericana, recordarán que cuando Rip van Winkle despertó de lo que creía había sido una pequeña siesta, vio que su escopeta estaba oxidada, que su perro había desaparecido, que había casas nuevas en el pueblo, que su larga barba le llegaba al pecho y que su granja estaba en ruinas. ¡Había estado durmiendo más de 20 años en la montaña!

¡¡¡Feliz Año Nuevo!!!

Lisístrata dijo...

"No supe reconocer el paisaje, por lo que, ante el temor al horizonte infinito, retrocedí hacia el interior de la tierra buscando la salida por las antípodas de aquel planeta" uff! menudo montaje filosófico profundo te has mercao con esa frase incrustada entre unas escenas cómicas. es para diseccionarla poco a poco, empezando por ese inquietante estupor a lo desconocido q desprende na más leerla.

La has bordao, hijo. Se nota q la ociosidad es buena para que la materia gris derroche esos pensamientos, o era el cava?, jejeje

un abrazo, amigo Antonio, y feliz año

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Feliz año, querido amigo, lleno de días tan provechosamente ociosos como éste.

Asun dijo...

Qué bien que puedas estar ocioso, te va a venir de perlas, y si encima te encuentras con esa diablilla tan sugerente, ya ni te cuento.

Disfruta del relax, Ohhhhhmmmmm.

Besos y Feliz Año

Romek Dubczek dijo...

Hola, he aterrizado en tu blog via Merche Pallares. Me gusta mucho como escribes y si me lo permites estare por aqui. Voy a leer mas. Un abrazo y feliz año nuevo :)

Myriam dijo...

¡Viva el Ocio!¡Viva le ocio!

Myriam dijo...

Y ¡muy feliz año revulsivamente Nuevo!

Paco Cuesta dijo...

Hay que acostumbrase a todo, Antonio.
¡Feliz año!

Merche Pallarés dijo...

Eres too much (traducción: demasié)!!! querido Antoñito... (No puedo mejorar los comentarios que me preceden pues pienso igual que ellos) Que este 2011 agudize más tu imaginación y tu talento literario mi querido amigo. Muchos besotes, M.

Ricardo Miñana dijo...

Muchas felicidades para este año, dale vida a tus sueños y que la crisis económica
pase de largo.

¡¡Feliz año 2011!!

Un abrazo.

Aldabra dijo...

¿Y dices comentario? Yo diría que es un micro en toda regla, mozo. Biquiños y espero que hayas disfrutado mucho de tu tiempo ocioso.

Abejita de la Vega dijo...

Ay, la Diabla Chic. ¿No será la extraterrestre de los ojos azules?

El mundo de los sueños es fuente de inspiración...para los que tienen la capacidad de inspirarse y hacerlo bien. Buenos relatos, aunque angustien una miajina.

Felz Año, otra vez.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

al final te va a convertir en un capitalista pero "probe"...menos mal que no le dedicas mucho tiempo a esto de la escritura...que si no.... un abrazo

Kety dijo...

Qué suerte la tuya poder estar ocioso, no como yo, con seis nietos y sus respectivos padres no salgo de la cocina al comedor, eso si, cuando están todos sentaditos en la mesa, es un orgullo verlos todos reunidos.

Por cierto, cómo echan de menos a Lola...

Feliz año 2011, perdón por el retraso

ÑIÑA QUE HABLÓ ANTE LA O.N.U.